plusvalía municipal

PLUSVALIA MUNICIPAL:

RECLAMACIÓN DE LA PLUSVALIA MUNICIPAL

El Pleno del Tribunal Constitucional, en Sentencia de 16 de febrero de 2017, estimó parcialmente la cuestión prejudicial de validez de la tributación en situaciones de inexistencia de incrementos de valor del impuesto de plusvalía municipal, declarando esta situación inconstitucional y nula por infracción del principio de capacidad económica y la prohibición de la confiscatoriedad de la administración.

En este sentido, destacamos que el impuesto sobre el Incremento de Valor de Terrenos de Naturaleza Urbana, denominado comúnmente como “Plusvalía Municipal” es el tributo que grava el incremento de valor que experimentan los terrenos de naturaleza urbana, que se pone de manifiesto con la transmisión de la propiedad del terreno por cualquier título o de la constitución o transmisión de cualquier derecho real de goce, limitativo del dominio.

Sin embargo, conforme establece el Tribunal Constitucional, la plusvalía municipal produce una ficción jurídica al considerar que un terreno genera un incremento en el valor del terreno sujeto a tributación, independientemente de las circunstancias reales de cada supuesto.

Consecuentemente, toda aquella persona física o jurídica que haya transmitido un inmueble con una pérdida, resultado de la diferencia entre el valor de venta y el valor de adquisición, y se haya visto obligado al pago de la plusvalía municipal, tiene la posibilidad de reclamar la devolución de la liquidación efectuada.

En este sentido, una vez realizado el pago de la plusvalía municipal, se tiene que presentar una solicitud de devolución de ingresos indebidos a la administración tributaria de la localidad correspondiente.

Posteriormente, para el caso que la administración tributaria de la localidad deniegue dicha solicitud, se podrán interponer diferentes recursos en vía administrativa.

Por último, si la vía administrativa es desestimada se tiene que iniciar la vía judicial, a través del recurso contencioso-administrativo ante el Tribunal Superior de Justicia competente.

Loleta Linares

Letrada